5-2. Yanquis, con Gregorius, recuperan protagonismo y eliminan a Indios

Didi Gregorius, jugador de los Yanquis de Nueva York. EFE/Archivo

Cleveland (EE.UU.), 11 oct (EFE).- El parador en corto holandés Didi Gregorius conectó dos cuadrangulares con tres remolcadas y los Yanquis de Nueva York se hicieron de un viaje a la Serie de Campeonato de la Liga Americana luego de derrotar 5-2 a los Indios de Cleveland, a los que eliminaron en su propio campo.

Los Yanquis, que pasaron con el primer comodín de la Americana, ganaron 3-2 la Serie de División, que se jugó al mejor de cinco, sobre los Indios, que eran los grandes favoritos a seguir con la defensa del título de campeones del Joven Circuito.

Con su triunfo los Yanquis, que remontaron una desventaja que parecía imposible de conseguir luego de ir perdiendo 0-2 la serie, ganan el derecho de disputar el banderín de la Liga Americana cuando se enfrenten a partir del viernes a los Astros de Houston que también consiguieron el boleto tras eliminar a los Medias Rojas de Boston por 3-1 al mejor de cinco.

Los Yanquis evitaron la eliminación por cuarta vez en esta fase final y deben enfrentar a los Astros en la Serie de Campeonato de la Liga Americana a partir del viernes en el “Minute Maid”, casa de la novena tejana.

El equipo de Nueva York deja en el camino a los Indios, que ganaron 102 juegos durante la temporada regular y que tuvieron racha histórica de 22 triunfos consecutivos, por lo que lucían favoritos para volver a la Serie Mundial, luego de perder en siete juegos hace un año ante los Cachorros de Chicago.

Con su derrota, la sequía de los Indios de un título de Serie Mundial cumple 70 años el próximo año, el período más prolongado actual en las mayores.

Gregorius fue el jugador clave en el ataque de los Yanquis al mandar dos veces la pelota fuera del parque y terminar con tres carreras remolcadas.

El holandés conectó su primer cuadrangular en el primer episodio en repuesta a los servicios del abridor estelar Corey Kluber, sin corredores en el camino, cuando el lanzador había sacado dos outs de la entrada.

El paracorto volvió a medir los disparos de Kluber en la tercera entrada al pegar el segundo vuelacercas de la noche, con un compañero en el camino y un “out” en el episodio, y puso 3-0 la pizarra para los Yanquis.

Mientras que en la parte alta de la novena entrada el guardabosques Brett Gardner pegó sencillo al jardín derecho y remolcó dos carreras para sellar los números en la pizarra.

Desde el montículo el triunfo se lo llevó el relevo David Robertson (1-0), que trabajó dos episodios y dos tercios, dio una base por bolas y ponchó a dos bateadores para hacerse de la victoria.

El cerrador cubano Aroldis Chapman (2) lanzó dos episodios y se apuntó el salvamento.

Chapman cerró con solidez desde lo alto del montículo, sin aceptar imparable ni carrera, regaló una base por bolas y ponchó a cuatro bateadores en ruta a conseguir el rescate.

El cubano realizó 32 lanzamientos, 23 de los cuales viajaron a la zona del “strike” contra siete bateadores, a quienes les apagó la pólvora.

La batería latinoamericana de los Yanquis la representó el segunda base dominicano Starling Castro, que pegó 1 de 4.

La respuesta de los Indios corrió a cargo del receptor puertorriqueño Roberto Pérez y del antesalista colombiano Giovanny Urshela, que se combinaron y remolcaron una carrera cada en el quinto episodio uno para la novena de Cleveland, que se metió de nuevo en el partido.

En esa entrada Pérez, que estuvo con 1 de 3, pegó sencillo al jardín derecho y mandó a la registradora al guardabosques Austin Jackson con la primera carrera de los Indios, que ayudó a disminuir a 1-3 la desventaja.

En seguida Urshela, aprovechando el factor sorpresa, también pegó imparable por la derecha y empujó al jardinero Jay Bruce a pisar la timbradora para la segunda anotación de los Indios, y terminó con 1 de 3.

La novena de Cleveland perdió con Kluber (0-1) en tres episodios y dos tercios, luego de recibir castigo de tres imparables, dos jonrones y tres carreras, sin que al final pudiese ser factor ganador para los Indios cuando más necesitaron de su dominio desde el montículo.

Contenido relacionado

El cubano Chapman salva con solidez el triunfo decisivo de los Yanquis

Houston (EE.UU.), 12 oct (EFE).- El cerrador cubano Aroldis Chapman volvió a mostrar maestría desde lo alto del montículo y trabajando dos sólidas entradas completas consiguió el salvamento en el triunfo de los Yanquis de Nueva York.

Chapman sacó seis outs y fue el cerrador perfecto para salvar la victoria de los Yanquis por 5-2 sobre los Indios de Cleveland, con lo que el equipo de Nueva York se gana el derecho de disputar la serie por el campeonato de la Liga Americana contra los Astros de Houston, a partir del viernes.

Luego de que el abridor estelar zurdo C.C. Sabathia trabajó cuatro episodios y un tercio y el primer relevo David Robertson, que al final se acreditó el triunfo lanzando dos entradas y dos tercios, Chapman subió al montículo para apagar el fuego enemigo.

Chapman, que terminó noveno en el apartado de rescates en la Liga Americana, con 22 juegos rescatados, y promedio de efectividad de 3,22 en temporada regular, durante la fase final ha hecho un trabajo sólido y se ha acreditado dos salvamentos en juegos clave.

Esta vez el cerrador cubano lanzó dos episodios y se apuntó el salvamento al cerrar con solidez desde lo alto del montículo, sin aceptar imparable ni carrera, regaló una base por bola y ponchó a cuatro bateadores rivales en ruta del rescate.

El cubano realizó 32 lanzamientos, 23 de los cuales viajaron a la zona perfecta del strike contra siete bateadores, a quienes les apagó la pólvora como hizo el año pasado cuando trabajó con los Cachorros de Chicago y también se enfrentó al bateo de los Indios.

La batería latinoamericana de los Yanquis la representó el segunda base dominicano Starling Castro, que hizo cuatro viajes a la caja de bateo y en una ocasión logró contacto con la pelota.

La respuesta de los Indios corrió a cargo del receptor puertorriqueño Roberto Pérez y del antesalista colombiano Giovanny Urshela, que se combinaron y remolcaron una carrera cada en el quinto episodio uno para la novena de Cleveland.

En esa entrada Pérez, que estuvo con 1 de 3, pegó sencillo al jardín derecho y mandó a la registradora al guardabosques Austin Jackson con la primera carrera de los Indios, que ayudó a disminuir a 1-3 la desventaja.

En seguida Urshela, aprovechando el factor sorpresa, también pegó imparable por la derecha y empujó al jardinero Jay Bruce a pisar la timbradora para la segunda anotación de los Indios, y terminó con 1 de 3.

Por los Indios, el parador en corto puertorriqueño Francisco Lindor conectó una vez en cuatro oportunidades con el tolete; el segunda base dominicano José Ramírez estuvo 0 de 3; sus compatriotas el bateador designado Edwin Encarnación tuvo 0 de 4; el primer base Carlos Santana 0 de 3.

Encarnación volvió al equipo a pesar que no estaba bien recuperado del esguince de tobillo que sufrió en el primer partido de la serie que se disputó en Cleveland.

En el juego que se llevó a cabo en Chicago, en donde los Nacionales de Washington blanquearon 5-0 a los Cachorros locales no hubo mucha actividad de toletes latinoamericanos.

Por los Cachorros el receptor venezolano Willson Contreras tuvo cuatro enfrentamientos con el lanzador y sólo en una ocasión le respondió con imparable.

El segunda base puertorriqueño Javier Báez se fue en blanco al estar 0 de 3, sin que esta vez pudiese ser factor ganador para los Cachorros, que al sufrir la derrota empataron la serie (2-2) y tendrán que decidir la suerte del ganador en el quinto partido a disputarse mañana, jueves, en Washington.

Mientras que los Dodgers de Los Angeles, que barrieron 3-0 a los Diamondbacks de Arizona en la primera eliminatoria de la Serie Divisional, esperan al equipo que sea su rival en la Serie de Campeonato el Viejo Circuito.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion